viernes, 7 de diciembre de 2012

Más sobre el tango finés

 'Hat Milonga', Helsinki. / Nuria R. Lago
    Ya os desvelamos la pasión de los fineses por el tango en una entrada anterior. Pero como advierte la periodista Rebecca Libermann, esta pasión no es el misma hoy en día que en los años 60 o 90. Sobre los artículos en los que el tango adquiere la categoría de música nacional de Finlandia, se puede decir que el tango es una parte importante de la cultura finlandesa, pero ¿tiene Finlandia una música nacional? De ser así, ¿cuál es? 

    Entrevistamos a una docena de personas en la calle y, como era de esperar, todas ellas piensan de forma muy diversa. Pop, rock, heavy, jazz... Las respuestas fueron muy diferentes. Sólo un hombre mencionó el tango y para otros tres, todos alrededor de los 50, la música nacional de Finlandia es la música de Sibelius, su compositor clásico más reconocido.


    Pero si le preguntas directamente por el tango, todos lo asumen como una parte importante de la reciente historia de Finlandia. Dos chicos de unos 30 años recordaban haberlo bailado en la escuela, aunque ninguno lo hace ya. Otros cinco, de alrededor de los 15, no tuvieron la oportunidad. La mayoría de los entrevistados también nos hablaron sobre el Tangomarkkinat, el gran festival que se organiza cada julio en Seinäjoki. Fue curiosa la descripción ofrecida por una joven pareja. Allí, según ellos, "los jóvenes cantan y los viejos bailan".

    También preguntamos por el tango y la música nacional en nuestro viaje a Laponia. Una anciana sami nos contestó que para ella, la música nacional de Finlandia era el joik (joiku en finlandés). Lo mismo respondió un joven sami, aunque éste quiso aclarar que el joik es la "música nacional" del norte del país. "Si hablamos de Finlandia, es el tango, por supuesto", añadió. Y de nuevo la pregunta. ¿Qué clase de tango? Porque en Finlandia, por ejemplo, existe un colectivo, Amigos del Tango, que promueve el interés por el tango argentino, completamente diferente al finlandés. Entonces, ¿cómo y cuándo nació el tango finlandés y cuál es su situación actual?

    Jutta Jaakola, director ejecutivo del Centro Finlandés de Información Musical (Fimic), mantiene que fue introducido en Finlandia por una pareja danesa que ofreció una demostración en el hotel Börs en 1913. El 2 de noviembre de ese año, escribe el periodista Ilpo Hakasalo en Satumaa. Finnish Tango, el profesor de danza Toivo Niskanen y sus estudiantes lo bailaron por primera vez en público en el país de la sauna. Fue en Helsinki, en el cine Apolo, cerrado en 2008 y actualmente una de las sedes administrativas del Ministerio de Justicia. El espectáculo se titulaba Nuevos movimientos en la danza y sería el preludio de un proceso de asimilación cultural que terminaría en una verdadera pasión con estilo propio.

'Hat milonga' en el Forum Box, Helsinki. / Nuria R. Lago
      
    Décadas más tarde, la exótica música, adaptada ya a su nuevo territorio como se adapta todo inmigrante, aunque trate de resistirse, se convertiría en un símbolo más de Finlandia. Desde la capital (nació como una moda urbana) se extendería al resto del país, donde ganaría seguidores.

    En los años 20 y 30 la mayoría de los tangos tocados en Finlandia se había compuesto en Argentina y Alemania, pero ya sonaban diferente a aquel nacido a orillas del Río de la Plata, declarado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad en 2009. Su ritmo, no tan ágil ni variado y más similar al de una marcha, se convertiría en una de sus principales características diferenciadoras. Su interpretación también se alejó de la argentina y se acercó más al foxtrot y al vals, como explica Markku Anttonen, presidente de Amigos del Tango. Según sostiene Anttonen, porque era necesario simplificar los pasos.

    Durante la guerra las cosas cambiaron. El tango finlandés, compuesto en su mayoría en tono menor, fue dotado de un alma propia y en los 50 y 60 obtiene un éxito no alcanzado en ningún otro país de Europa. Los lavatanssit o salones de baile (cubiertos o al aire libre, sobre todo en verano) proliferaron como nunca en esos años e intérpretes y compositores como Toivo KarkiUnto Mononen u Olavi Virta lograron la fama. Uno de los tangos más famosos de Finlandia, Satumaa, fue compuesto en esa época. La canción sería cantada por el compositor americano Frank Zappa en 1974, durante un concierto en Helsinki, un ejemplo de la importancia de esa música en el país.

    El tango finlandés vivió otra época dorada en los 90. En esos años, Jukka Ammondt, profesor de literatura en la Universidad de Jyväskylä, grabó unos tangos en latín (como curiosidad, comentar que le envió el CD a Juan Pablo II y que recibió por ello la Medalla de Honor) e incluso la banda Apocallyptica habló de grabar algunos tangos.

Milonga de clausura del Frostbite, en el Pacífico (Helsinki). / Nuria R. Lago
  
   Hoy en día, sin embargo, no causa el mismo furor. En Helsinki se baila sobre todo entre las personas mayores y de mediana edad, en locales que organizan los llamados bailes sociales, donde el tango se toca en vivo junto a otro tipo de músicas, como el vals, el foxtrot o la rumba.

    En Vantaa (en el área metropolitana de Helsinki) el salón Pavi resiste desde 1965, pero sólo abre en verano. Donde su espíritu se conserva mejor es en lugares como Tampere y Lahti, donde todavía hay restaurantes con pistas de baile donde se puede disfrutar de un espectáculo de tango finlandés. Eventos como el Tangomarkkinat, que se celebra cada año en Seinäjoki y tiene una importante repercusión, ayudan a mantenerlo vivo. El festival reúne cada verano alrededor de 70.000 personas y en él, tras el concurso de canto, se elige al Rey y la Reina del tango finlandés.

   Los músicos tampoco han desaparecido. En la Academia Sibelius, estudiantes del Departamento de Folk lo tocan y aquí el tango evoluciona y se mezcla con otros estilos. Como su director adjunto, Jari Perkiömäki, explica, todos los departamentos, incluido el de Folk, apuestan por la "mezcla de tradición y experimentación". Pero Piazzola, por ejemplo, el creador del nuevo tango argentino, sigue siendo muy mimado por los estudiantes.


¿Por qué esa pasión?

 

    Pero, ¿por qué esa pasión de los fineses por el tango? Pirjo Kukkonen, autora de Tango Nostalgia. The Language of Love and Longing, señala como muchos finlandeses callados encontraron en la música popular, sobre todo en el tango, un sustituto para la comunicación del amor, la alegría, la tristeza o la nostalgia. Kukkonen recuerda, sin embargo, que también es posible encontrar alegría y humor en la música finesa y advierte de que la melancolía se utiliza como un cliché a la hora de hablar de esta cultura nórdica. Añade que el tango argentino se puede definir como "un pensamiento triste que es bailado"; el europeo, como "una pasión romántica y sentimental que se baila" y el finlandés, como "un pensamiento nostálgico que puede ser bailado".

    Otros autores también comentan que el tango permite a los tímidos fineses tocar a otras personas sin sentirse extraños. Esta afirmación sólo es en parte verdad, como sucede con todos los estereotipos. Tampoco creemos que el tango pueda ser considerada la música nacional de Finlandia, como se puede leer en algunos artículos online. De hecho, como Maurice Lois defiende en Le folklore et le danse (París, 1963), ningún país puede presumir de poseer una danza propia. Todos los bailes, sea los que sean, "se encuentran en lugares diferentes, a menudo transformados, pero su parentesco es innegable".


 La banda Katulyhty (farola), en una sala de fiestas (lavatanssit) en Tortinmäki. / Nuria R. Lago


    Resulta curioso imaginar a un pueblo escandinavo loco por una música y danza tan pasionales y es curioso comprobar cómo el tango viajó alrededor del mundoSufrió y sufre el mismo proceso de adaptación o fusión de los emigrantes. Es necesario recordar que hay una gran cantidad de ensayos que fijan los orígenes del tango en Buenos Aires y Uruguay, entre los inmigrantes llegados  a orillas del Río de la Plata en 1870, la mayoría de ellos procedentes de Italia y España. También se citan entre sus influencias las del candombe africano, la nativa música criolla, el tanguillo español y la habanera caribeña.
    Así que, ¿qué clase de tango que se puede encontrar hoy en día en Finlandia? Tango finlandés, por supuesto, pero también argentino. La cuestión es cómo evolucionará el tango finlandés. ¿Sobrevivirá a la era de la música electrónica y el techno, como hizo a la del rock and roll? ¿Le ayudará el espíritu nacionalista? Lo que es cierto es que en estos años los fineses también se han mudado del campo a la ciudad, donde es más difícil encontrar tango finés. 

     En los 60, los emigrantes fineses encontraron en él un método para ayudar a combatir la nostalgia. Pero, ¿en qué tipo de música encontrarán consuelo los fineses que viajan hoy en día alrededor del mundo?


1 comentario:

  1. La música heavy es la música nacional finlandesa. Un artículo sobre esto no estaría mal, jeje

    ResponderEliminar